fbpx
Home » Blog » Cómo hacer una huerta familiar en pequeños espacios

Cómo hacer una huerta familiar en pequeños espacios

Ing. Agr. Olga García ArayaPor Olga García Araya. Ing. Agrónoma (Facultad de Agronomía, Universidad de Buenos Aires, 1989. Matrícula 1-0676 del Colegio de Ingenieros Agrónomos de la Provincia de Santa Fe, 1º circ.). Coordinadora de Cursos a Distancia de ACP Agroconsultora Plus. Tutora de Cursos a Distancia ACP  (Ver curso a distancia sobre Cultivo de Plantas Aromáticas y Medicinales aquí | Ver curso a distancia sobre Introducción al Cultivo de Hongos Comestibles aquí > | Ver curso a distancia sobre Cultivo de Hongos Pleurotus aquí > | Ver curso a distancia sobre Huerta Urbana y Familiar aquí > | Ver curso a distancia sobre Aceites Esenciales y Aromaterapia aquí >)

A continuación resumimos las principales recomendaciones para tener éxito con las huertas en pequeños espacios.  Para crear y mantener una huerta, sumate a la próxima edición del curso a distancia Huerta Urbana y Familiar >>  www.agroconsultoraplus.com/curso-huerta-urbana


La pandemia del COVID-19 ha cambiado nuestras vidas en muchos aspectos pero también nos aportó algunas cosas buenas como tomar conciencia de cuánto nos habíamos alejado de la naturaleza.

Pero ella siempre nos ofrece una oportunidad. Tanto es así, que durante este tiempo de aislamiento obligado, la necesidad de volver a la tierra se tradujo en un creciente interés por desarrollar huertas familiares en diferentes espacios.

Pudimos percibir este fenómeno porque nuestros cursos se vieron repentinamente desbordados de interesados. Cientos de estudiantes, profesionales y emprendedores se acercaron a ACP buscando información para iniciar y conducir huertas en jardines, terrazas, patios o balcones.

En mi rol de tutora, reflexiono e invito a las y los participantes a intercambiar aportes sobre los diversos ejes temáticos en el foro de debate de cada semana. En ese espacio virtual, analizamos las más variadas experiencias prácticas que los estudiantes comparten generosamente.

Mediante intervenciones escritas -muchas veces mejoradas con enlaces a información ampliatoria-, entre todas y todos vamos desarrollando el debate y dando lugar a nuevos planteos que contribuyen a clarificar el tema en cuestión.

En este post, comparto uno de esos planteos realizados en la última edición y la respuesta ofrecida.

Pregunta: Tengo mis plantas en un balcón orientado al sur. Está ubicado en un pulmón de manzana, con mucha luz pero nada de sol directo. Quiero poner aromáticas y tomates cherry que, en la temporada anterior, dieron unos pocos frutos con la planta totalmente embichada. El tema es que la mayoría de las plantas se enferman. Hoy sólo tengo muy bien, una menta.

Respuesta: Es verdad que no es fácil mantener «a raya» a los insectos que atacan nuestras plantas en la huerta, pero más complicado aún es intentar un control si el ambiente no es el óptimo.

No necesariamente se requiere tener un terreno para llevar adelante una huerta. Si se tienen recipientes lo suficientemente grandes, suelo fértil, agua y sol se pueden cultivar algunas sabrosas hortalizas.

En caso que se observen frecuentes problemas sanitarios, quizás sea necesario mirar un poco qué pasa con el suelo o con el sustrato que estamos usando en nuestras macetas o recipientes. 

Procurar un sustrato fértil y sano, que se renueva 2 veces por año, dentro de recipientes con la profundidad adecuada y correcto drenaje es un punto de partida fundamental.

En espacios pequeños, es más fácil el control de plagas y enfermedades porque se puede hacer limpiezas manuales periódicas que resultan muy efectivas.

También es posible aplicar una sencilla mezcla sulfocálcica, un producto muy versátil que nos ayudará a controlar hongos y bacterias pero también ácaros, trips y pulgones.

En espacios pequeños, es más fácil el control de plagas y enfermedades porque se puede hacer limpiezas manuales periódicas que resultan muy efectivas.
También es posible aplicar una sencilla mezcla sulfocálcica, un producto muy versátil que nos ayudará a controlar hongos y bacterias pero también ácaros, trips y pulgones.

Pero más allá de los controles, otra cuestión central son las condiciones ambientales

Es fundamental tener muy en claro cómo son y cómo influyen en nuestras plantas  para poder manejar los problemas que se presenten.

Si la huerta está en una terraza o un balcón orientado al norte se deberá lidiar con la alta insolación, el viento y la sequedad ambiental, ideales para la proliferación de ácaros, por ejemplo. Entonces hay que trabajar en la generación de sombras y microclimas húmedos para atenuar esos ataques.

Si la huerta está en un patio o balcón orientados al sur, como el caso planteado, hay que saber que las plantas se adaptan a muchas situaciones pero indudablemente si no es el ambiente ideal, no expresarán todo su potencial y estarán más expuestas al ataque de plagas y enfermedades. 

La falta de luz es bastante contraproducente para las hortícolas de fruto (pimiento, tomate, berenjena) que necesitan un mínimo de 6-8 horas de sol directo por día. 

La floración y la fructificación son procesos fisiológicos que dependen directamente de la luz del sol en estos tres aspectos:

  • Color de la luz: Las emisiones de luz del sol están compuestas por fotones de distintas longitudes de onda (colores). La combinación de rojo y azul es la que necesitan las plantas para florecer y fructificar.
  • Horas de luz (fotoperíodo: número de horas de luz continuas que recibe una planta en 24 horas). Hay plantas que florecen con los días alargándose y otras con los días acortándose. 
  • Cantidad de luz que suministramos a las plantas: las hortalizas de fruto requieren un mínimo de 6 horas de luz directa del sol.

Por eso, se enferman las plantas de nuestra amiga, porque viven en un  ambiente sombrío cuando necesitan luz directa del sol. Eso las debilita y las vuelve susceptibles al ataque de plagas y enfermedades.

Una solución podría ser que instalar luz artificial en el balcón para darle a las plantas, la longitud de onda que necesitan. Con eso, los problemas referidos disminuirían notablemente.

Si no tenemos buena luz, mejor opción va a ser pensar en plantas que se adapten a esa situación como por ejemplo: menta, melisa, lechuga, achicoria, rúcula, es decir, plantas de las que se aproveche la hoja.

En la siguiente infografía resumimos las principales recomendaciones para tener éxito con las huertas en pequeños espacios:


Para aprender a crear y mantener una huerta, sumate a la próxima edición del curso a distancia Huerta Urbana y Familiar >>  www.agroconsultoraplus.com/curso-huerta-urbana


Recomendamos:

guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Newsletter

error: Alerta: ¡Contenido protegido!